FELIPE VI Y LOS JÓVENES EMPRESARIOS

El mundo de los jóvenes empresarios y los emprendedores ha sido muy importante para el hasta ahora Príncipe de Asturias, que ha demostrado con su apoyo, seguimiento y presencia física en las actividades más relevantes de AJE Confederación, la organización nacional de la que tuve el honor de ser su secretario general durante varios años.

Su asistencia a los actos de AJE siempre fue un poco más allá de una mera asistencia relámpago, como suele ser habitual entre otras personalidades de agendas apretadas. Siempre reservó un tiempo generoso para escuchar, corro a corro, las ideas, consideraciones y comentarios de los jóvenes empresarios y empresarias con los que charlaba, por edad y creo que por mera identificación, con absoluta normalidad. Como uno más.

Recuerdo su presencia en uno de nuestros congresos iberoamericanos celebrado en Tenerife. Tras la inauguración oficial y un aperitivo de pie, a modo de cena y visto que el buen “rollo” y el clima propiciaban la velada, a la que se quedó sin prisas, disfrutando de las conversaciones, como uno más.

Con este recuerdo solo quiero dejar constancia de que nuestro próximo Rey Felipe VI se cree sinceramente que es necesario apoyar y preparar a los jóvenes españoles para el mudo empresarial y que hay que allanar el terreno lo más posible a los emprendedores para que den rienda suelta a sus ideas, a su creatividad, para que todo el talento se quede en España y sea capaz de generar desarrollo y empleo.

Conseguimos traernos para Ciudad Real el Premio Nacional Joven Empresario, en febrero de 2007, que presidió el Príncipe y fueron muchos los ciudadrealeños que escucharon sus palabras de aliento a la actividad empresarial y, muy especialmente, a la necesidad de que las nuevas generaciones adquieran una cultura empresarial que tan unida va al desarrollo de los pueblos en todo el mundo.
Estábamos en la región celebrando el Centenario de El Quijote y venía al pelo todo ese espíritu emprendedor del célebre hidalgo para reactivar conciencias e incluso enfoques.

El objetivo de este recuerdo local público no es otro que el de compartir la reflexión de la estrecha y “real” relación del inminente Rey de España con la joven empresa, su coincidencia de objetivos y reconocer el efecto multiplicador que estos mensajes, desde su persona, han hecho sin duda mucho bien para la apertura hacia una cultura empresarial moderna, honesta y competitiva en España.
La cercanía, proximidad e interés de Don Felipe por el desarrollo empresarial español va más allá, a mi juicio, de meras palabras y protocolos. Es que se lo cree. No solo como un hombre de nuestro tiempo, sino que evidencia un compromiso con la empresa cotidiana, la pyme y la micropyme que ahora precisan más que nunca aire para respirar y apoyo para volver a crear empleo y riqueza en España.

Nuestra economía y nuestra sociedad necesitan un cambio de enfoque y de visión general que nos conduzca a mejorar nuestro presente para trazar un futuro más justo y próspero y estoy convencido que Felipe VI va a colaborar y mucho para que los españoles recuperemos la fe en nosotros mismos y en nuestras posibilidades para salir adelante.

TEXTO DE JUAN PABLO MARCIEL, EX SECRETARIO

CONFEDERACIÓN NACIONAL DE JÓVENES EMPRESARIOS

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

LOCALIZACIÓN

C/María Cristina, 5,
Primera Planta,
13001 (Ciudad Real)

despacho@povedaynoguera.es

926049413 / Fax: 926 921725

Poveda&Noguera©2017 | All Rights Reserved | Desarrollado por Modo©